¿Por qué tu negocio no puede prescindir de los vídeos corporativos?

¿Por qué tu negocio no puede prescindir de los vídeos corporativos?

¿Por qué tu negocio no puede prescindir de los vídeos corporativos?

En cualquier estrategia de marketing digital los vídeos institucionales son imprescindibles, tanto para las pequeñas empresas como para las grandes corporaciones. En este post te ofrecemos una serie de argumentos que demuestran que los vídeos de empresas son una gran inversión.

5 razones para utilizar vídeos en tus estrategias de marketing

Optimizan el SEO de tu web. Los principales motores de búsqueda priorizan los vídeos, entre los diferentes contenidos, en sus algoritmos de indexación. Por este motivo, cuando alojas vídeos en la web de tu empresa estás mejorando su SEO y atrayendo tráfico a ella, el objetivo más perseguido por la gran mayoría de los expertos en marketing digital.

Mantienen a los usuarios durante más tiempo en tus canales de comunicación. Los internautas quieren consumir la mayor cantidad de información posible con el menor esfuerzo. Si tus contenidos requieren de prolongadas lecturas es muy posible que huyan de inmediato de tu web. En cambio, si incluyes vídeos permanecerán más tiempo en esa página de destino porque les permite acceder a la información que buscan con un click en play.

Convencen y generan confianza. El vídeo es el formato que mayor capacidad tiene para atraer, demostrar y convencer. Son muchos los ejemplos de campañas desarrolladas a través de vídeos institucionales que han sido muy exitosas a la hora de contribuir a entender un concepto o un proceso, a sensibilizar a un público sobre una determinada situación o que lo han persuadido para que actúe de una determinada manera. Esta capacidad de atraer y convencer eleva las posibilidades de conversión cuando incluyes vídeos en la web de tu negocio o empresa. Además, la posibilidad de mostrarte ante tu público tal cual eres, o de mostrar a los integrantes de tu equipo de trabajo o la cotidianidad en tu tienda, oficina o estudio te permite conectar mejor con tu audiencia, transmitir transparencia y generar confianza. Es por esta razón que los vídeos son muy utilizados en campañas que buscan mejorar la imagen de una marca.

Aumentan el ROI. Establecer objetivos concretos y medibles es una de las reglas básicas de las estrategias de marketing, sin ellos no se puede determinar su eficacia. A través de Google Analytics puedes comprobar el retorno de la inversión en tus vídeos, ya sea de manera cualitativa como cuantitativa, con los comentarios o likes que generan, con los clientes potenciales que se suman mediante nuevos registros o con las ventas que se cierran a través de ellos. El análisis de estos datos te permitirá saber qué tipos de vídeos o contenidos han contribuido más a esas conversiones y, seguramente, comprobarás que la inclusión de vídeos aumenta el ROI de tu estrategia de marketing.

En las redes sociales son imprescindibles. Casi todas las principales redes sociales, que suman en miles de millones las visitas diarias, en los últimos años han optimizado y, en algunos casos, priorizado su contenido en vídeo. Desde Facebook, que compite con YouTube en la publicación de vídeo, pasando por Instagram, que potenció la posibilidad de subir vídeos nativos, y hasta LinkedIn, que también lo incorporó, aunque de una manera bastante limitada. Si aún no estás utilizando vídeos de empresas en las redes sociales de tu negocio puedes comenzar a experimentar con ellos, y comprobar su eficacia, en Facebook Live o en alguna otra red que también se adapten las publicaciones que no requieren de una gran inversión de tiempo y de recursos técnicos.

En marketing digital la gran estrategia pasa por ofrecer contenido de calidad a tu audiencia para conectar con ella de la mejor manera. Si tu competencia se lo brinda antes a tus potenciales clientes y tú no, estarás perdiendo la batalla. No prescindas de los vídeos corporativos en tu estrategia de marketing, sus potencialidades te ayudarán a alcanzar tus objetivos.